Cómo las tiendas de barrio pueden competir con los grandes e-commerce

El pasado 7 de septiembre tuvimos el placer de participar en “Preferències”, el programa de Ràdio 4 presentado por José María Carrasco. Nuestro cofundador y CEO, Javier Rubio, estuvo explicando cómo los servicios de entrega inmediata de pedidos como el que ofrece Hurrynow pueden ayudar a las pequeñas tiendas de barrio a competir con los gigantes del e-commerce como Amazon. ¡No te lo pierdas!

Pulsa en el reproductor para escuchar la entrevista (en catalán) o haz clic aquí.

Cómo las tiendas de barrio pueden competir con los grandes e-commerce gracias a la entrega inmediataEl mundo startup es algo que nos apasiona, que en este programa está muy presente y lo seguirá estando a lo largo de la temporada. Hoy empezamos con una charla con una startup de Barcelona que nos ha encantado por lo que hace, cómo lo hace y sobre todo a quién se dirige.

Esta startup se llama Hurrynow y ofrece un servicio de entrega inmediata de pedidos a los pequeños comercios. La idea es que puedas comprar en tiendas de tu barrio por Internet y el pedido te llegue en dos horas, para que no tengas que ir a comprar siempre a Amazon, AliExpress o lo que sea.

Porque en los barrios hay muchos negocios locales y Hurrynow ofrece una manera de que comprar en ellos sea rentable, fácil y rápido, para que volvamos a confiar en las tiendas de nuestro entorno. De modo que, si tenéis una tienda os interesa, y si sois consumidores de tiendas de barrio os interesa doblemente.

Nos lo explicará todo Javier Rubio, que es cofundador y también CEO de Hurrynow. Javier, ¿qué tal? ¿Cómo estás?

Pues muy bien, encantado de estar hoy aquí con vosotros.

Bienvenido a Ràdio 4. Hurrynow se define como un servicio de entrega inmediata para pedidos de e-commerce pero especialmente centrado en las tiendas de barrio, porque las grandes tiendas esta necesidad ya la tienen resuelta. ¿Cómo nació esta iniciativa?

Curiosamente, la idea nació buscando algo que no tenía nada que ver. Estaba buscando información sobre un tipo determinado de bases de datos. Y cuando terminé le comenté a Nacho Ribot, que es experto en logística y el otro fundador de Hurrynow, que había encontrado una manera de poner en contacto los e-commerce y las empresas de mensajería. Se podrían conectar entre ellos para realizar las entregas más rápido, incluso en dos horas. Y lo primero que me dijo fue: “Yo llevo 15 años en el sector y no sabes de lo que estás hablando”.

Claro, pensaría que cómo se nota que no vienes del sector del transporte…

Sí, pero si te fijas, al final todo es tecnología. La gente está comprando en tiendas que tal vez están al lado de su casa y no lo sabe. Lo que hacemos en Hurrynow es poner la tecnología necesaria para que si esta gente ya está comprando en Barcelona, si el producto está cerca de ellos… ¿por qué tienen que esperar dos días para recibirlo? ¡Si ya está aquí!

Y le empezamos a dar vueltas a este concepto y al final acabó surgiendo la idea de crear una empresa de entrega inmediata. Empezamos a desarrollar la plataforma teniendo muy claro que todo dependía de la proximidad. Si queríamos que esto sucediera rápido, todo tenía que estar muy cercano. Y pensamos también en otro aspecto: Amazon ya consigue entregar rápido… ¿Pero qué pasa con todos los que no son Amazon? O acabarán vendiendo sus productos a través de Amazon, que tiene algunas ventajas pero también tiene inconvenientes, o podemos darles las herramientas para que puedan entregar sus pedidos con rapidez. Así surgió Hurrynow.

Hurrynow no es una empresa de mensajería, sino una empresa que ofrece el software para que cualquier tienda que venda en Internet, pueda entregar más rápido. ¿Es así?

Exactamente. Ese es nuestro valor añadido. Por supuesto, una tienda podría hablar directamente con una empresa de mensajería para que reparta sus pedidos. La clave es: ¿cómo conseguir que esta “conversación” ocurra en el mismo momento en el que un cliente está comprando en tu tienda online? Esa es la gracia, porque si tienes que consultar a posteriori cuánto tardarían en entregar este pedido, habrás perdido la oportunidad. Es en el momento en el que alguien está comprando cuando tienes que decirle: “Oye, puedes recibir tu compra en dos horas si quieres”. Y eso es lo que hace nuestro software de entrega inmediata, que cuenta con un conector universal que permite que todo sea muy, muy fácil. Es nuestro valor diferencial.

Entonces, para poder usar Hurrynow la tienda debe tener venta online, ¿no?

Eso es imprescindible. No es un servicio al que llames para pedir algo y te lo traigan. Es un software que se integra en la tienda online de cualquier plataforma como Magento, PrestaShop, Shopify, etc. y ofrece al cliente la posibilidad de recibir el pedido en menos de dos horas.

Esto es muy práctico por ejemplo para el producto fresco, que no puede esperar varios días a llegar. Pero también podría servir, por ejemplo, si quiero comprar ese libro que ha editado una librería que está en la otra punta de Barcelona y no me apetece cruzar la ciudad, ¿no?

Exacto, la idea es esa: dar la posibilidad a las tiendas pequeñas de competir con los grandes e-commerce. No de igual a igual, porque es muy difícil, pero al menos darles las herramientas para entregar igual de rápido. Porque si no, por desgracia, acabarán desapareciendo. Esto ya lo estamos viviendo las personas que somos de barrio, vemos cada día la velocidad con la que abren y cierran los negocios nuevos en los barrios. Y por desgracia esto seguirá sucediendo, porque cada vez se vende más por Internet, pero solo se benefician unas pocas empresas.

comprar online en tiendas de barrio

La realidad es que hay una gran mayoría de e-commerce que no son rentables y lo que hacemos nosotros es proporcionarles una herramienta para que puedan competir. ¿Por qué la gente compra en Amazon? Porque si compras antes de una determinada hora, lo puedes recibir el día siguiente por la mañana. Pues con Hurrynow, las tiendas pequeñas también pueden decir: “Cómprame a mí y no te lo entregaré mañana, si no dentro de dos horas”.

Claro, es mucho más cómodo para el cliente.

Desde luego. Por ejemplo, yo  tengo muy mala suerte con los mensajeros: siempre vienen cuando no estoy. Imagino que le pasa a mucha gente. Pues nuestra idea es que, si estás comparando dos o tres tiendas, y una de ellas detecta que estás en Barcelona y te dice que puede entregarte el pedido en dos horas, para el cliente resulta mucho más cómodo. No solo es por la urgencia. Es que si me llega el paquete dentro de dos días, igual cuando pase el mensajero a hacer la entrega no estaré, no sé qué estaré haciendo dentro de dos días. En cambio, si ahora estoy en casa y me dicen que el mensajero pasará en dos horas, no me moveré de casa, me quedaré a recibir el pedido.

¿Qué tipo de negocios han empezado a trabajar con Hurrynow?

Pues es algo de lo que estamos muy satisfechos, porque el abanico de sectores es muy amplio. Tenemos de todo: tiendas que venden cápsulas de café, productos de farmacia y parafarmacia, electrónica, telefonía móvil… Ahora estamos muy contentos porque se incorporará una tienda de ropa de moto muy importante y también Sarkany, una boutique de lujo que está en Paseo de Gràcia. Como puedes ver, nuestro servicio de entrega inmediata lo pueden utilizar todo tipo de tiendas online.

¿Cómo trabajáis con los clientes? ¿Hay un pago mensual o por cada pedido?

Se paga por envío. Instalar la herramienta y darse de alta en Hurrynow es gratuito, solo pagas por el uso. Si hay pedidos con nuestro servicio de entrega inmediata, pagas; si no hay pedidos, no pagas. Además, trabajar con Hurrynow no implica que tengas que dar de baja a todas las demás empresas de mensajería con las que trabajas. Es una opción más que estás ofreciendo a tus clientes. Si los clientes la eligen, entonces pagas. Y si no la eligen, entonces no tienes que pagarnos nada.

Resolvéis el problema de la llamada última milla o “last mile”, es decir, la entrega del paquete al cliente final. Es curioso, porque enviar un paquete de Madrid a Barcelona cuesta mucho menos que repartirlo por ejemplo a un cliente que no esté en casa, como decías.

Con Hurrynow se evita en gran parte este problema, porque la probabilidad de que alguien no esté en casa a las dos horas de haber hecho el pedido es muy reducida. De hecho, en toda la corta historia de Hurrynow, no nos ha pasado nunca que el cliente no esté en casa cuando uno de nuestros mensajeros colaboradores trae el pedido. Por lo tanto, se evitan todas estas segundas entregas, devoluciones, etc. que tienen un alto coste para la tienda y la empresa de mensajería.

Al final todo esto tendrá que cambiar, ¿no? Porque no tiene mucho sentido que los mensajeros repartan a unas horas en las que la mayoría de la gente está fuera de casa.

Yo creo que sí que cambiará. Ahora la entrega inmediata tal vez es todavía un concepto muy nuevo, las tiendas lo ofrecen en muchos casos como un servicio Premium solo si al cliente le corre prisa. Pero pienso que al final la gente lo acabará haciendo por comodidad, a medida que el servicio de entrega rápida se vaya estandarizando: ya lo hace Amazon, ya lo hace El Corte Inglés, etc. por lo tanto nos acostumbraremos y cada vez nos parecerá más normal. Cada vez habrá más demanda y eso ofrecerá al comercio local la oportunidad de sobrevivir a Internet.

Vosotros que venís del mundo del transporte, especialmente tu compañero. ¿Qué cosas no está entendiendo el comercio local respecto al auge del e-commerce?

Creo que el comercio local no está entendiendo que debe cambiar la forma de hacer las cosas para competir con lo que vendrá. Los grandes e-commerce se están poniendo las pilas. El otro día se anunció que Google y Walmart se están uniendo para competir con Amazon. También llegan los operadores de e-commerce chinos como AliExpress, Alibaba, etc. Hay muchos operadores muy grandes que saben que la experiencia de compra es la clave. Y creo que esto es algo que el comercio local tiene que entender. Cada vez habrá más gente que compra en Internet, es a lo que están acostumbradas las nuevas generaciones que se están incorporando. Tienes que darles la opción de la inmediatez y además hacerlo de una forma muy fácil.

Además, el modelo de reparto actual no es muy sostenible…

Desde luego que no. Logísticamente no es razonable, como decíamos antes, y tampoco lo es desde el punto de vista ecológico. Si el paquete está en la misma ciudad que el cliente, tal vez en la calle de al lado, pero cuando lo compra tiene que ir desde el almacén de la tienda online hasta la plataforma logística de la central de mensajería, luego lo envían a la delegación más cercana al cliente, lo ponen en reparto, lo devuelven porque el cliente no está en casa… Supone un gran impacto ecológico y un absurdo, porque un mensajero en moto puede llevar el mismo paquete de la tienda al cliente en dos horas, sin casi contaminar ni congestionar el tráfico. Ecológicamente no tiene sentido que una cosa que está al lado dé tantas vueltas.

¿Cuáles son vuestras ambiciones para el futuro?

Para empezar queremos consolidar el proyecto, llegar a más ciudades porque el comercio local ofrece posibilidades interesantes en muchas poblaciones, no solo en las grandes capitales. Estamos operando en Barcelona y Madrid, pero pronto llegaremos a más ciudades porque nuestro modelo de entrega inmediata no se reduce solo a las grandes áreas metropolitanas, sino que también puede aplicarse a las ciudades pequeñas y medianas. Si hay una tienda de proximidad que quiere vender en Internet y hay una mensajería dispuesta a repartir ese pedido, entonces podemos hacerlo.

¿Cómo pueden los oyentes interesados encontrar más información sobre Hurrynow?

Es tan sencillo como visitar nuestra página web, que es www.hurrynow.com, donde encontrarán toda la información sobre el servicio y la empresa, además de cómo contactar con nosotros. También nos pueden seguir en las redes sociales como Facebook, Twitter o LinkedIn. Somos muy accesibles, respondemos muy rápido y estaremos encantados de atenderles.

Puedes escuchar la entrevista completa de Ràdio 4 (en catalán) pulsando en este enlace.

Facebooktwittergoogle_pluslinkedinmail

Categorías